La Docencia Corporativa es una técnica diseñada y puesta en práctica desde al año 2000 que abarca un compendio de tres libros: Comunicación Comercial, Tipilambi y Evasiva Verdad aunados en un entorno denominado Magistral.

Conviene tambien con un Taller de Producción de Comunicación Comercial que juega, a manera de algoritmo, con la Filosofía Práctica del Ejercicio de la Producción, cualquiera que ésta sea, expuesta en el libro Evasiva Verdad, publicado en el año 1981 en una pequeña edición de sólo mil ejemplares en papel, tamaño de 12 por 20 centímetros.

Filosóficamente trata de la forma de pensar y actuar que ejercemos los humanos cuando nos avocamos a realizar una producción, cualquiera que ésta sea. Invariablemente seguimos nueve pasos o fases, a saber: 1: Tesis. 2: Antitesis. 3: Síntesis. 4: Análisis. 5: Duda. 6: Espacio. 7: Tiempo. 8: Materialización. 9: El Quehacer y Cero, mediatizado por lo relativo. Desde luego que producimos en forma cotidiana y como ejemplo de ello, el alimento que tomamos diariamente.

Si (tesis) vamos a hacer un arroz -o una producción audiovisual- haremos la investigación (mayéutica socrática) en cuanto a lo que queremos vaya a ser la resultante.
Por otra parte, lo que necesitemos (antitesis) para llevar a buen fin (utensilios, recetarios, energía eléctrica) cuanto nos proponemos es toda una reviviscencia de la dialéctica platoniana.
En síntesis (lógica aristotélica), si ambas premisas están dadas pues, es menester el análisis (Aquino) con el beneficio que nos ofrece la duda (Descartes) y aún no hemos siquiera desempaquetado el arroz o encendido el fogón, la cocina o el microondas.
Pero al momento tendremos recorrido más de la mitad de los nueve pasos naturales.

Así que en paso seis nos lanzamos al espacio, es decir (Leibnitz), nos creamos el espacio para iniciar la producción... Es todo un brinco que va del planeamiento a la realización y esto significa (en paso siete) tiempo (Kant, tiempo y moral); y este tiempo a su vez depende de cómo quiera yo mi arroz (más sazonado o menos, o si lo quiero para hacer dormir o hacer saltar a los comensales).
En este paso ocho debo prestar atención pues, no debo permitir que se queme mi arroz ante cualquier descuido de mi parte... Siempre se materializaría pero no en mi provecho. Lo quiero para regalarlo, venderlo o cambiarlo (Marx-Engels); y en el noveno paso la criatura viene a luz en esta vida del quehacer humano.

En cuanto al cero, partimos de que un punto, por pequeño que sea, es una circunferencia; y su radio es la línea recta, por lo que, en relatividad, no existe la línea recta fuera del punto... Y la manera de ejemplarizarlo, en esta herramienta basada en el libro Evasiva Verdad, es que el humano, en términos muy generales de la sociabilidad, el primer punto que conoce es su propia familia y, en la medida que va creciendo, va haciendo más grande su punto (parientes, escuela, universidad) y va haciendo más grande su línea en su "carrera de vivencias" hasta llegar, en este caso, a estar aquí, leyendo esta explicación, tan generalizada, del uso y manejo de esta herramienta de trabajo lectorias.com para continuar, posteriormente, ampliando su "radio de acción" produciendo cada día más.

Para ampliar detalles y adentrarse en las técnicas de producción y comunicación, tenga a bien escribir a lectorias@lectorias.com para que su persona obtenga información y apoyo. Bienvenida cordial a la Filosofía Práctica que nos muestra el libro Evasiva Verdad que inicia diciéndonos: "La mayor producción conocida, cuando menos hasta hoy, es la naturaleza misma. La mayor producción hecha por la humanidad es... la humanidad en el espacio" exterior, y diariamente, en nuestros propios espacios, ya físicos o mentales.

Entremos más en los detalles del uso y manejo, en la práctica, de esta herramienta de comunicación comercial